Tipos de paneles solares

Primero que nada, los paneles solares son dispositivos que permiten el aprovechamiento de los rayos del sol para así ser convertidos en energía eléctrica, la cual nos sirve para manejar cualquier equipo eléctrico, además son fuentes de energía renovable.

Por medio de placas es que reciben los rayos solares, no producen contaminación y son de fácil mantenimiento. Se componen de numerosas celdas solares elaboradas con silicio cristalino y arseniuro de galio los cuales son materiales semiconductores, por esto pueden ser aislantes o conductores de electricidad.

Cuando las celdas solares se exponen a la luz del sol directamente producen corriente, ya que el trabajo en equipo de las celdas hace que se genere un campo de electricidad en el panel solar generando energía.

La instalación de paneles solares se debe hacer en un lugar donde se reciba la mayor cantidad de sol.

Ahora sí, los tipos de paneles solares son:

Fotovoltaicos: Son perfectos para las casas, para utilizarlos es importante el uso de cargadores fotovoltaicos para mover la corriente continua a una corriente alterna, la cual se usa en las casas.

Térmicos: Son especiales para viviendas con recepción directa del sol y altas temperaturas, su tamaño es mayor al de los fotovoltaicos, y funciona de la misma forma, pero adicional usan un líquido para la absorción del calor.

Termodinámicos: Este tipo de paneles son muy eficientes y económicos, logran absorber energía a pesar del ambiente y los cambios climáticos, realizan absorción de energía siempre y cuando la temperatura exterior no baje de los 0 grados.

Las ventajas de utilizarlos son:

Por ejemplo, una vivienda que utilice paneles solares reduce aproximadamente 18 toneladas de generación de gases contaminantes al año.

Los paneles funcionan muy bien en temperatura fría.

Te olvidas de la factura de la luz por el resto de tu vida.

Ahora ya lo sabes si quieres reducir la contaminación y gastar menos en luz, los paneles solares pueden ser tu mejor opción.

Facebook Comments

Podría también gustarte...