Lo que dice el color del mármol

A diferencia de otras rocas calizas, el mármol cuenta con un catálogo de colores que otorgan a cada espacio un toque único y diferente. Al ser uno de los materiales más bonitos que podemos encontrar, el diseño interior lo ha transformado en uno de los consentidos para decorar cualquier inmueble o habitación.

Si has pensado en añadir algo de mármol en tu hogar, entonces te gustará saber que representa cada color.

Blanco:

El blanco es un color que trasmite limpieza y pureza que puede ayudar a darle un toque de paz y tranquilidad a cualquier lugar. Además, este tipo de color permite buscar combinaciones tanto monocromáticas como contrastantes. Si quieres dar un toque de luz, el mármol blanco es el indicado.

Crema:

Además de ser un color sofisticado, existe una variedad de tonalidades presentes en el mármol, lo cual permite buscar desde el color más cálido al más fresco. Evoca la tranquilidad e incluso puede relacionarse con el sentido histórico. Al combinarlo con colores relacionados con la tierra como el marrón, otorga un aspecto rustico, mientras qué combinado con colores más oscuros, permite aligerar la carga de estos.

Negro:

Por excelencia un color relacionado con el lujo, la elegancia y misterio, este tipo de mármol puede restar luminosidad en una habitación y darle un toque distinguido.

Rojo:

Considerado un tono cálido, siempre ha tenido la facilidad de relacionarse con significados opuesto. Amor, violencia, agresividad, energía son algunos de las tantas características que van de la mano con este color. Dentro del diseño y la gama de colores, tiene la capacidad de resaltar fácilmente. Combinándolo con colores neutros, su efecto puede ser poderoso, pero en exceso resulta abrumador.

Marrón:

Por su parecido con tonalidades naturales, este color siempre es sinónimo de seguridad y comodidad. Tiene la capacidad de crear ambientes acogedores, permite dar fiabilidad y firmeza a las cosas. Al estar en el rango de los colores neutro, puede ayudar a equilibrar.

Rosa: Un símbolo de calma y delicadeza, este color es ideal para reconfortar, creando ambientes de descanso suaves y ligeramente elegantes.

Verde: Símbolo de lo natural, la serenidad y la armonía, permite dar energía y calma a los lugares donde se encuentre.

Amarillo: Dotado de un significado feliz, de esperanza y alegría, a pesar de que es uno de los menos utilizados en el diseño, usar mármol con este color permite dar un toque singular y vivaz a cualquier espacio.

Facebook Comments

Podría también gustarte...