Consejos para tu nuevo espacio laboral

Buscar la renta de oficinas amuebladas es un gran paso para personas emprendedoras que han consolidado su negocio y buscan hacerlo crecer o bien para las empresas que ya cuentan con un espacio laboral y deciden cambiarlo, por la necesidad de un espacio más amplio o mejores instalaciones. Sea cual sea tu caso, es importante recordar que este nuevo espacio no solo debe de atender las necesidades a nivel laboral, sino que debe ser un espacio acogedor y adecuado al tipo de negocio que se tiene.

Para elegir un nuevo centro laboral, es importante tener en cuenta los siguientes aspectos:

Ubicación:

Un factor determinante que influye directamente en el coste de la renta es la ubicación de las oficinas. Se debe de pensar en la facilidad de acceso de la que van a disponer los empleados, proveedores y clientes, y también el tipo de zona en donde se colocará. En zonas donde son comunes las oficinas es probable que negocios de comida y diferentes servicios se encuentren cerca, mientras que, en zonas consideradas residenciales, sería mucho más difícil conseguir este tipo de servicios adicionales.

Servicios:

Debes de corroborar que servicios se incluyen con la renta, además de los muebles, esta debería de cubrir los aspectos higiénicos, de mantenimiento del edificio, insumos, luz, cocina-comedor, sala de juntas, sala de espera, estacionamiento, etc. De no contar o necesitar un servicio extra, debes de tener en cuenta que esto generará un costo más alto del que estabas contemplando originalmente, por lo que quizás sea conveniente buscar otra opción que se adecue a tus necesidades.

Diseño

Aunque para muchos propietarios el diseño interior puede ser poco relevante, lo cierto es que para los empleados y futuros clientes esto no es así. Un buen diseño, que coincida con tu marca o empresa no solo crea una armonía en el ambiente que influye mucho en el ambiente laboral, sino también en la percepción que tienen las personas de tu imagen como empresa. Un buen diseño, muebles cómodos, pueden ser la diferencia entre que un cliente confíe en ti o que busque otra opción, recuerda el dicho “de la vista nace el amor”.

No olvides que, más que un gasto, las oficinas son una inversión, pero no por ello debe afectar tu bienestar económico. Antes de buscar las más sofisticadas instalaciones, es recomendables que pienses en las necesidades actuales de la empresa y en el presupuesto que tienes disponible para poder adquirir la renta de una oficina.

Facebook Comments

Podría también gustarte...